Así se fotografió la Península Ibérica desde el espacio

15 ene
Así se fotografió la Península Ibérica desde el espacio

La NASA publicó hace pocas semanas en Flickr una fotografía nocturna de la Península Ibérica tomada el 4 de diciembre de 2011. En ella vemos perfectamente la fuerte concentración luminosa en torno a Madrid y Lisboa, así como nubes en la zona este que difuminan el área del litoral mediterráneo. La imagen fue disparada desde una escotilla de la Estación Espacial Internacional -tal y como podemos ver en este post de un blog del proyecto Fragile Oasis-. Los parámetros técnicos de la imagen que proporciona Flickr indican que la foto fue tomada por una Nikon D3s, la principal herramienta fotográfica a día de hoy de los astronautas. Con ella se empleó una lente Nikkor 14-24mm f/2.8G ED AF-S, la elegida para mandar al espacio con esa máquina, como explicaban en su momento en Nikonistas. Analizamos a continuación los parámetros del disparo.

La toma fue realizada en modo manual con una distancia focal de 24 mm. El diafragma se abrió a la abertura máxima de f/2.8. El uso de esa lente angular -cuyo valor mínimo de diafragma es constante en todo su recorrido- en una cámara de formato completo obedece seguramente a la necesidad de captar el estrecho habitáculo de la estación espacial. Aunque aquí, como vemos, ha sido empleada con un propósito distinto. El disparo se ha hecho con una sensibilidad de 12.800 ISO, un valor motivado para poder alcanzar con esta óptica no estabilizada una velocidad de obturación de 0.8 y una tendencia de exposición de O EV. Por lo que con casi total seguridad para evitar la trepidación se ha empleado alguna clase de sistema de agarre que cumpla en ingravidez la función de un trípode. A pesar de ello, si observamos la imagen original a máxima resolución, observamos que a esa velocidad de obturación el movimiento de la estación en el espacio no ha podido ser congelado completamente. La imagen, con una resolución de 4256 x 2832 píxeles, no ha sido sometida a ninguna clase de reencuadre.


fotos de la misma categoría




comentarios (6)


  1. jorgelrm (17 de enero de 2012, 22:04 horas)

    Ese anglicismo “lente” para designar al objetivo de una cámara fotográfica se oye horrible… y mucho más cuando viene de parte de un grupo de profesionales en fotografía.

    Es cierto que en el inglés es mucho más sencillo nominar un elemento, allá en su discreto pensar vieron un montón de ‘lenses’ y a los objetivos les pusieron ‘lens’. Pero allá, acá no.

    Para nosotros, hacer algo así es tan ridículo como que a una casa, porque está hecha de ladrillos, le dijéramos “qué bonito ladrillo”. Es más, existe ‘torre’, ‘edificio’, ‘rascacielos’, ‘construcción’.

    Un objetivo en sí mismo es toda una joya de la tecnología. Posee, además de lentes -obviamente-, muchos mecanismos de alta precisión, diafragmas mecánicos y electrónicos, en otros casos complejos sistemas de estabilización que hacen uso de acelerómetros y giroscopios, y en el caso de los de medio formato incluye hasta el obturador. Simplemente basta con desensamblar uno de ellos y volverlo a montar para arruinar su ajuste preciso, así que no son hechos por cualquiera.

    Así que la próxima vez que tengan que nombrar uno de aquellos “zooms”, o tal vez uno de focal fija, acuérdense de lo que les estoy diciendo. No se trata solamente de una vulgar lupa o de unas gafas, así que nombrarlos como tales es un barbarismo, totalmente coloquial, y casi que una ofensa al dispositivo que hace las imágenes en su cámara.



  2. Ramón Peco (18 de enero de 2012, 22:56 horas)

    Muchas gracias por tu aclaración, Jorge. Lo tendré muy en cuenta.



  3. Tadzio (20 de enero de 2012, 15:49 horas)

    ¿Anglicismo? ?Desde cuándo? Hay una figura literaria que se llama, si la memoria no me falla, metonimia, esto es nombrar la parte por el todo. Saludos.



  4. jorgelrm (30 de enero de 2012, 15:41 horas)

    Tienes toda la razón acerca de la metonimia en ese aspecto, no lo pongo en duda. La metonimia puede utilizarse cuando se habla cultamente para referirse a algo sin nombrar el todo.

    Sin embargo, esto tiene aplicación solamente cuando se hace una alusión metafórica (literaria) a lo que se está hablando, no en todo momento ni en todo lugar. cuando uno dice: “la lente” o ” las lentes” del fotógrafo se está refiriendo a toda la cámara, a la mirada fotográfica, y no al objetivo o al dispositivo en sí mismo. es lo mismo que cuando se dice “X persona es una gran pluma”, para referirse a su oficio de escritor.

    El anglicismo ‘lente’ proviene del uso de la palabra inglesa ‘lens’ (que significa las dos cosas), pero con su uso en español se está convirtiendo a todo el ingenio óptico en un vulgar trozo de vidrio. Eso es aceptable dentro de las personas que no tienen conocimiento de fotografía, y que no tienen concepción más allá del lenguaje coloquial, pero eso no tiene cabida dentro de alguien que sepa de fotografía y que le dé su valor.

    Al pan, pan, al vino vino. Simplemente eso, los objetivos no son una lupa. Así como no cualquier persona que coja una cámara puede llamarse fotógrafo, incluso en el caso de muchos que compran un cuerpo costoso, le ponen cualquier ‘lente’ y lo utilizan como un juguete.



  5. alan48es (3 de febrero de 2012, 15:02 horas)

    Que cantidad de esfuerzo enjuciativo ¿no?, y a mi que me parece muy guapa la palabra lente en este artículo . . .



  6. Tadzio (16 de febrero de 2012, 13:17 horas)

    Insisto, ¿anglicismo desde cuándo? La palabra lente deriva tanto en castellano como en inglés del latín lens, lentis (lenteja). Por tanto, y en todo caso, latinismo. Y no creo que al decir lente se esté convirtiendo “todo el ingenio óptico en un vulgar trozo de vidrio” o lenteja. Saludos.



Mándanos un comentario

Es necesario estar registrado como usuario de CLH para publicar comentarios.

Si ya eres usuario de CLH, haz clic aquí para identificarte.
Si todavía no eres usuario de CLH, haz clic aquí para registrarte.